Aunque se lleva hablando mucho tiempo de la desaparición del mercado de impresión, lo cierto es que es un segmento que se está reinventando día a día y que, aunque con unos niveles de crecimiento generales bastante planos, tiene todavía mucho recorrido por delante. Siempre, eso sí, que seas capaz de estar al tanto de las tendencias y de aportar valor más allá del dispositivo.

Estas son algunas de las ideas que nos trasladaron Carlos Hernández y José Ramón Sanz, consejero delegado y responsable de Marketing de producto Brother Iberia respectivamente, en un interesante encuentro organizado con la prensa especializada. Aun teniendo en cuenta que se trata de un entorno muy competitivo, en el que hay que lidiar con un mercado decreciente en volúmenes de impresión y ratios de venta de consumibles originales, este es todavía un sector que tiene mucho recorrido.

Brother ha logrado una facturación de 87,5 millones en su último año fiscal y un crecimiento del 8% en Iberia

Brother lo ha demostrado identificando algunas de las tendencias que están siendo clave, como el crecimiento del mercado A4 frente al A3 (una derivada de los modelos de trabajo híbridos), la predilección por la tecnología láser color entre los nuevos compradores, especialmente en el segmento SMB, o las políticas relacionadas con la sostenibilidad.

En este aspecto, José Ramón Sanz apunto que “las empresas están dejando de lado las grandes máquinas y el interés se está yendo hacia impresoras más pequeñas, pero que estén equipadas con todas las opciones de integración y funcionalidades de trabajo en equipo”.

Resultados récord

Carlos Hernández, consejero delegado de Brother Iberia.

Bajo este paradigma, Carlos Hernández dibujó un panorama positivo para Brother, en el que también han influido otros factores como la reducción de los costes logísticos, el incremento de las campañas promocionales y de la venta de consumibles, o la fortaleza del euro frente al Yen. “En Iberia nos ha ido bien. Por segundo año consecutivo tenemos resultados récord”.

De hecho, Brother ha logrado una facturación de 87,5 millones de euros en su último año fiscal, gracias a un crecimiento del 8% en Iberia (España y Portugal). En gran parte, este incremento está ligado a los buenos resultados conseguidos en el mercado de láser A4 (con una cuota, según IDCE, del 38,5%). Es más, Brother anunció a principios de este año que logó alcanzar la primera posición en este segmento en el último cuatro de 2023, con casi 390.000 unidades vendidas en toda Europa.

También han influido positivamente la clara apuesta por el etiquetado profesional y los mercados verticales, o el lanzamiento europeo del programa de suscripción para pequeñas empresas Ecopro, un servicio de reposición automática de consumibles que permite ajustar el coste del plan al volumen de impresión estimado.

Nuestra filosofía At Your Side sigue siendo el pilar fundamental que garantiza la continuidad y el crecimiento de nuestro negocio

Carlos Hernández también destacó otros hitos alcanzados el pasado año y que han influido de forma significativa en el posicionamiento de Brother, como es el lanzamiento de nuevos productos de gama alta en el mercado SOHO, monocromo en SMB o los escáneres compactos, así como la creciente importancia que está teniendo el reciclaje de cartuchos, cuya cifra llega hasta las 70.000 unidades, equivalentes a un ahorro de 120Tm de CO2.

Nuestra filosofía At Your Side sigue siendo el pilar fundamental que garantiza la continuidad y el crecimiento de nuestro negocio, que para el próximo ejercicio fiscal estimamos en un 3%. Carlos Hernández, consejero delegado de Brother Iberia.

Estrategia 2024

Adaptarse a un mercado que, aunque muy madura, está experimentando cambios constantes. Esta es una de las claves que nos dejaron ambos directivos a lo largo de sus intervenciones. Para ello, una de las líneas maestras es la apuesta clara por el canal, que, más allá de reducir el reto que supone la dispersión geográfica, es el que cuenta con un conocimiento claro de las necesidades del cliente y de la oferta de valor que se puede aportar más allá de la venta del dispositivo.

Etiquetado profesional

Uno de los ámbitos en los que se está poniendo foco desde Brother es el del etiquetado profesional, buscando abordar necesidades específicas en sectores concretos. Las perspectivas de crecimiento en este segmento para el próximo año están en torno al 15% gracias a la incorporación de funcionalidades como linerless: los rollos no necesitan el papel soporte. Esto permite favorecer la reducción de desecho, incrementar la capacidad del rollo y reducir la frecuencia de reemplazo.

Es más, la compañía busca seguir reforzando su negocio contractual en el ámbito de los servicios gestionados de impresión, aspirando a que el 50% de sus equipos sean adquiridos bajo contrato. Esto, lógicamente, implica una estrecha colaboración con el canal, buscando siempre el crecimiento mutuo a través del desarrollo de oportunidades en todo tipo de mercados.

Por otra parte, la sostenibilidad sigue siendo un pilar central en la estrategia de Brother Iberia, con un enfoque en la creación de productos más duraderos y en promover la remanufacturación de tóneres. De hecho, recientemente ha recibido la certificación revisada Blue Angel DE-UZ 177 para uno de sus cartuchos de tóner remanufacturados, que se obtiene en base a estrictos estándares para productos y servicios respetuosos con el medio ambiente. Esto demuestra que Brother puede remanufacturar cada cartucho con una calidad tan buena como la de uno nuevo.

Además, también se ha comprometido a reducir las emisiones de CO2 en un 65% para 2030, alineándose con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030. En 2022, Brother evitó la emisión de más de 34,4 toneladas de CO2 en Iberia gracias a su programa de remanufacturación de tóneres, que involucró a 357 distribuidores y conllevó la devolución de 20.828 tóneres usados. Por último, Brother continuará apoyando su estrategia de economía circular, que promueve la fabricación de productos duraderos, la reducción del consumo de energía y el reciclaje.

En resumen, las expectativas de este fabricante son positivas para este 2024, dando seguimiento a una serie de líneas estratégicas ya definidas, como su apuesta clara los modelos de trabajo híbrido, un mayor empuje al segmento A4 frente a A3, o el crecimiento del láser color y de los sistemas multifunción con esta tecnología. Además, a esto hay que unir un aumento de los índices económicos y de la confianza empresarial, incluyendo la estimulación del sector público o una reducción de los ciclos de renovación de dispositivos.