Recientemente, Neoris ha reunido a la prensa especializada para realizar un interesante recorrido por los efectos de que ha tenido esta pandemia en el sector bancario, además de recordar la evolución de esta firma de consultoría, que cuenta ya con veinte años de historia a sus espaldas.

Neoris nació como una spin off del departamento de innovación y tecnología de CEMEX, y poco a poco fue sumando una serie de compañías tecnológicas hasta constituirse definitivamente como una empresa independiente a finales del 2000. Sus cuatro focos principales están dirigidos hacia las áreas de servicios financieros, teleco & media, salud y manufactura.

Jaime Peñaranda, líder Global de Servicios Financieros en Neoris.

Jaime Peñaranda, líder Global de Servicios Financieros en Neoris, ha realizado un interesante recorrido por el impacto que esta pandemia ha tenido en el sector financiero. Un escenario ha originado crisis en diferentes dimensiones, desde la sanitaria o la social hasta, lógicamente, la económica, esta última fruto del las medidas de contención que se han tomado a nivel global y que han paralizado la actividad económica en muchos sectores.

Obviamente, la crisis económica afecta a los bancos, porque este tipo de entidades se ve perjudicada por cualquier bajón en la economía, pero, se trata de uno de los sectores menos afectado. “La consecuencia de esta crisis para los bancos va a venir más adelante, fundamentalmente por impagos en sus activos crediticios”.

Se ha acelerado de manera importantísima la adopción del modelo digital entre los clientes de banca

De momento, este sector ha salido bastante airoso debido a los esfuerzos en digitalización que han venido realizando durante los últimos años. Se ha demostrado que esa apuesta ha ayudado a sobrevenir esta crisis. La posibilidad de contratar productos y servicios bancarios a través de canales digitales ha hecho que sus clientes hayan podido seguir interactuando con las entidades. “Se ha acelerado de manera importantísima la adopción del modelo digital entre los clientes de banca. El éxito de esta digitalización ha sido clarísimo”.

De hecho, según algunos datos, el número de transacciones digitales en los bancos españoles durante estos meses se ha incrementado en un 200% respecto a los niveles normales que teníamos antes de la pandemia.

El modelo digital

Es evidente que la banca sale reforzada en su modelo digital. Además, la gente también ha visto que se pueden hacer las cosas de manera distinta, no solo en el sector financiero. “Todos, como consumidores, hemos cambiado y vamos a tener hábitos diferentes”.

Antes esta nueva realidad, y los resultados obtenidos, los bancos van a seguir contando con presupuesto en el ámbito de tecnología. “Obviamente, los ingresos se van a reducir y se están buscando ya eficiencias, pero esta pandemia ha demostrado que la inversión tecnológica ha dado su fruto”. De hecho, según una encuesta realizada por el observatorio Funcas, la mayoría de los directivos de banca creen que los ingresos van a bajar entre un 10% y un 25 % en 2020.

Aquellos que no han hecho los deberes en materia de transformación son los que lo están pasando peor. Lo que antes era un nice-to-have en temas relacionados con automatización, gestión remota, canales online preparados para la asistencia desatendida, etc., ahora resulta que son must.

De hecho, en opinión de Neoris, desde hace dos o tres años la gran banca española cuenta con grandes programas de teletrabajo que les han ayudado estar listos de un día para otro. Por otra parte, las grandes estrategias tecnológicas de la banca siguen adelante, incluso, en algunos casos, se han acelerado en áreas como la innovación para eficientar operaciones, la digitalización de canales, y la sostenibilidad.

Desde hace dos o tres años la gran banca española cuenta con grandes programas de teletrabajo que les han ayudado estar listos de un día para otro

Javier Vaquerizo, Global Head of Digital Banking & Transformation en Neoris, destacó aquellas tendencias y tecnologías que están destacando en este modelo digital, como son todo lo relacionado con la gestión desatendida, onboarding digital, contrataciones 100% online, soluciones de autenticación biométrica, procesamiento automático de documentos a través de inteligencia artificial, gestión documental, firma electrónica, robotización de procesos o todo lo relacionado con la explotación del datos de forma adecuada.

La nueva ola: la sostenibilidad

Dentro de esta línea argumental entraron también en liza conceptos como mainframe, los sistemas legacy o el COBOL, que siguen formando parte fundamental del core de todas estas entidades financieras. Aunque esto parece que va a seguir así por mucho tiempo, sí es cierto que se están modernizando este tipo de arquitecturas a través de una serie de capas de explotación que van facilitando una conectividad para integrar nuevos desarrollos de una forma más sencilla y mucho menos tiempo.

“La inversión en sostenibilidad, con todas sus variables, va a ser la nueva ola, como en su momento fue la transformación digital”.

Además, según Patricio Barrios, responsable de la división de Servicios Financieros de Neoris para España, la sostenibilidad va a jugar un papel predominante en esta nueva realidad. Solo la mitad de los cincuenta mayores bancos privados del mundo tienen objetivos financieros sostenibles y esto debe acelerarse ya sea por moda, por necesidad o por obligación. Además, se trata de una inversión muy ligada al uso de tecnología y absolutamente trasversal, ya que afecta a los procesos, a las operaciones, a la gestión de personas…